UN JARDÍN EN EL ESTUDIO DE VALENTINO

Maria-Grazia-Chiuri-e-Pierp

Para hacer una colección de primavera/verano un diseñador se puede dar una vuelta por un jardín y encontrar inspiración en colores, degradados, texturas e incluso flores.

Imagino a los “Valentino” (Maria Grazia Chiuri y Pierpaolo Piccioli) buscando la iluminación mientras pasean por uno de esos jardines de principios del siglo XX, atravesar la verja de forja llena de filigranas, ver a un lado una celosía por la que trepan las plantas, encontrar por el camino flores pequeñas, algunas diminutas, otras enormes, especies innombrables, llamativas unas, discretas otras, blancas o rojísimas, tan distintas unas a otras y tan inspiradoras.

Presumo la vuelta de los diseñadores al estudio con un torbellino de ideas que plasmar, tienen claro que la colección de alta costura será un jardín completo.

El encuentro con el papel en blanco…

valentino

Yempezar a dibujar los primorosos motivos de la cancela de entrada, las exquisitas y delicadas florituras que les dieron la bienvenida a un paraíso.

valentino_01

valentino_02

valentino_03

valentino_04

valentino_05

valentino_06

valentino_07

Y evocar la celosía blanca, porque era blanca ¿no?, o quizá fuera negra y la memoria traiciona. En cualquier caso, recuerdan el enrejado por el que en primavera treparán las plantas y deciden que también estará presente.

valentino_08

Y el siguiente paso es comenzar a pintar las flores, hacer vestidos con nombres tan sugerentes como Le Lys dans la Vallée, Le Jardin d’Aquarelle, Le Serment des Seules, Le Cabinet des Fleurs o Un Matin Brûlant de Rosée. Unas enormes, primaverales y radiantes flores, que dejan claro el leitmotiv de la colección. A veces en vestidos de colores intensos, otras en blanco con blancas flores aplicadas o bordadas en hilo de plata.

valentino_10

valentino_09

valentino_12

valentino_15

valentino_11

valentino_16

Las enredaderas negras y rojas, las flores minúsculas, las mayúsculas que impregnan todo el vestido o, como si se fueran cayendo, en un perfecto degradado.

valentino_13

valentino_14

valentino_18

valentino_17

Y después de tanto color el negro, como si cerraran los ojos para oler, pues el sentido con el que se atraen mejor los recuerdos, y así poder evocar el paseo por los jardines con mayor intensidad.

valentino_19

Este podría haber sido el proceso creativo de una colección que, haya sido o no concebida de esta manera, con seguridad ha tenido presente la iconografía de los jardines, esos terrenos cercados donde se cultivan plantas ornamentales, dando como resultado un sugerente y precioso desfile absolutamente primaveral.

Sincerely. Adela Leonsegui*



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s